¿Qué son los probióticos, cuáles son sus beneficios y para quién son aptos?

By octubre 5, 2018Prebióticos, Probióticos, Salud
probióticos_beneficios_salud

En los últimos tiempos hemos escuchado y leído mucho sobre los probióticos y la conexión existente entre la población bacteriana que habita en nuestro organismo y nuestro estado de salud.

El intenso ritmo de vida que llevamos cada día, unido a una dieta poco variada y desequilibrada junto a otros factores propios de nuestra sociedad como puede ser el abuso de antibióticos, pueden tener efectos en el bienestar de la flora intestinal y crear desequilibrios que aunque a priori no parecen importantes pueden tener efectos en nuestra salud.

Pero, ¿qué son los probióticos? ¿En qué casos pueden ayudarnos?

Los probióticos son microorganismos vivos que administrados en cantidades adecuadas pueden tener efectos beneficiosos en la salud del hospedador. Estos microorganismos pueblan la mucosa del intestino, también conocida como flora intestinal, que tiene la importante función de absorber los nutrientes de los alimentos que ingerimos.

Los prebióticos por su parte, son un tipo de hidratos de carbono, principalmente polisacáridos no almidonados y oligosacáridos que nutren a las bacterias beneficiosas (probióticos) tratando de asegurar su vida y por tanto, su potencial beneficio en nuestra salud.

La gama de probióticos de ProFaes4 con más de 15 años de investigación que avalan la eficacia de las cepas probióticas únicas Lab4. Cada uno de los seis productos ProFaes4 está desarrollado para aportar beneficios específicos en situaciones determinadas.

¿En qué casos podría ser beneficiosa la suplementación con probióticos?

  • Mejora en los síntomas de mala digestión:

Cuando nuestro sistema digestivo no es capaz de digerir algún alimento como puede ser la lactosa o el gluten nuestro sistema inmune responde con síntomas intestinales como flatulencia, distensión abdominal, diarrea, etc. En estos casos, reforzar la población bacteriana que habita en el intestino puede ayudar a mejorar estos síntomas y recuperar así, la población bacteriana que habita en nuestro intestino. Además, factores como una dieta desequilibrada o un ajetreado ritmo de vida también favorecen el desequilibrio de la composición bacteriana intestinal.

  • Refuerzo del sistema inmunológico intestinal:

El 80% del sistema inmunológico del ser humano reside en nuestra cavidad intestinal y la población bacteriana que allí habita tiene una importante función en el correcto funcionamiento de nuestras defensas.

Los cambios de temperatura y factores propios de los cambios de estación como la llegada del otoño, hábitos alimenticios inadecuados o un intenso ritmo de vida puede desequilibrar la población de bacterias beneficiosas que habitan en nuestro intestino y facilitar la entrada de agentes patógenos que pueden facilitar que cojamos un catarro o un resfriado.

Además, un sistema inmunológico reforzado también puede ayudar a evitar la colonización de bacterias patógenas en la flora que habita en nuestra zona íntima y ayudarnos a prevenir dolencias tan comunes y molestas como las infecciones urinarias.

  • Enfermedad Intestinal

Existen algunas enfermedades en los que aunque se debe profundizar en su estudio y análisis, parece que los probióticos ejercen un efecto beneficioso en dolencias como la enfermedad inflamatoria intestinal.

  • Restauración de la microbiota intestinal en caso de su eliminación

El tratamiento con antibióticos o tomar alimentos que a los que no estamos acostumbrados no han pasado los controles higiénicos necesarios, es posible que la mucosa intestinal se dañe y ésta quede desierta. En estos casos, la suplementación por probióticos puede ayudar a repoblar la cavidad intestinal y ayudar a que las bacterias beneficiosas se restauren.

Por lo tanto, mantener y mejorar el equilibrio de la población bacteriana que habita en nuestro organismo podría tener efectos beneficiosos en nuestra salud y ayudarnos a evitar o mejorar los síntomas en dolencias concretas.