Consejos para prevenir infecciones vaginales en verano

probióticos-flora-vaginal

Con la llegada del verano, pasamos más tiempo en la playa, en la piscina y los más afortunados aumentan la actividad sexual. Aunque parece muy positivo, el exceso de humedad de nuestra zona íntima también puede ayudar a desencadenar infecciones que pongan en peligro el bienestar de nuestra flora vaginal.

Los principales síntomas por los que podemos padecer vaginitis o vulvovaginitis son un color distinto en el flujo vaginal, más denso y de olor diferente, escozor al orinar, dolor e inflamación en la zona que rodea la vagina y molestias durante las relaciones sexuales.

Generalmente, este tipo de infecciones están causadas por la aparición de bacterias patógenas, hongos o virus que pueden colonizar y alterar la composición bacteriana que habita y protege nuestra zona íntima. Además, el abuso de productos de higiene íntima, los tratamientos con antibióticos, espermicidas, etc. Pueden tener efectos negativos en el bienestar vaginal.

Cuando padecemos una de estas infecciones lo principal es que acudamos a nuestro médico de cabecera y éste nos recomiende el antibiótico que mejor pueda adaptarse a nuestro organismo. Pero, una vez superada una de estas infecciones ¿Sabes cómo recuperar el equilibrio de la flora vaginal?

Efectivamente. Cuando la flora vaginal se desequilibra podemos optar por fortalecerla mediante el consumo de probióticos. Los probióticos son microorganismos vivos que habitan de forma natural en nuestro organismo. Consumir estas bacterias beneficiosas específicas ayudará a reforzar nuestro sistema inmunitario vaginal y asá conseguir recuperar su buen estado.

ProFaes4 Mujer con las bacterias probióticas Lactobacillus gasseri, multivitaminas y arándano rojo contribuye al funcionamiento normal del sistema inmunitario. El extracto de arándano rojo (Pacran ®) ayuda a inhibir la adhesión de las bacterias patógenas al epitelio de las vías urinarias lo que ayuda a prevenir infecciones urinarias recurrentes.

Además, de reforzar nuestra flora vaginal con probióticos podemos seguir una serie de hábitos que también nos ayudarán a prevenir infecciones:

  • Procura evitar ropa interior muy ajustada y de materiales absorban mejor la humedad como puede ser el algodón
  • Cuando tengas que ir al baño, límpiate de delante hacia atrás para evitar trasladar gérmenes hasta la vagina.
  • Lava muy bien tu zona íntima cada día con jabones que protejan y no alteren el ph vaginal.
  • Incorpora hábitos saludables a tu rutina, una dieta adecuada y evitar productos no saludables como los azúcares y el alcohol te ayudarán a mantener tu organismo en pleno rendimiento.
  • Seca muy bien tu zona íntima antes de ponerte la ropa y evita la humedad.
  • Cuando te bañes en el mar o en la piscina cámbiate el bañador y procura bañarte en aguas no contaminadas que puedan transportar bacterias infecciosas, hongos o virus.

¡Fortalece tu flora vaginal este verano y ten en cuenta estas recomendaciones!